* Para no perderos ninguna entrada nueva, la nueva dirección del blog es Ni Blanco Ni en Botella

lunes, 24 de septiembre de 2012

Chocolatíssimo!!!! (...o la bomba antidepresiva)

No me gusta la llegada del otoño, me deprime.

Es así.


Ya sé que en otoño se pone todo precioso, en el Parque Natural donde trabajo es todo un espectáculo de colorido. Pero aún así, no me gusta.

¿Por qué? Buuuuuf, pues porque eso significa que los días son más cortos, cambian la hora (eso me deprime si cabe todavía más!!), empieza a hacer "fresco" (léase: cuando un vasco dice que hace fresco es que hace un frío que te tiemblan hasta las orejas), días grises,....¿sigo? Mejor no que igual os deprimo también!! Pero entendedme, aquí en el norte los inviernos son muuuuuuuuuy largos (unos 9 meses...vale, igual un poco exagerada ya soy!).

 
Así que hace tiempo que una receta super-cholateada me ronda la cabeza y como dicen que el chocolate es el mejor antidepresivo...pues ha caído!

Tengo que advertiros primero de una cosa: estos cupcakes son solo aptos para verdaderos amantes del chocolate, para auténticos "choco-adictos" o para depresivos como yo que necesiten un buen subidón. Abstenerse personas a dieta, por favor ;)

 

¿Lo  mejor de esta receta? Que fue fruto de la más pura improvisación! Hace meses que la idea de unos cupcakes me ronda la cabeza. Me persigue noche y día, se me aparece cuando menos me lo espero y no me dejará en paz hasta que la materialice. Cuando hice estos cupcakes, perseguía llevar a cabo esa receta y sacarme esa espinita. Pero no. No se parecen ni por asomo. Algún que otro error y la improvisación me llevaron a crear estos otros cupcakes.
Pues una cosa te digo idea maldita que me persigues: esto no quedará aquí!! Soy muy cabezota y tarde o temprano caerás!!!!!


 
Bueno, y tras este desvarío total, la receta:

CUPCAKES SUPER CHOCOLATEADOS (PARA 12 CUPCAKES)
 
Ingredientes:
  • 100 g. de mantequilla
  • 100 g. de azúcar
  • 2 huevos
  • 150 g. de harina
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 100 g. de chocolate fondant (yo uso Nestlé postres)
  • 100 ml. de leche

Para el frosting:
  • 100 g. de mantequilla
  • 50 g. de queso crema (tipo Philadelphia)
  • 150 g. de azúcar glacé
  • 50 g. de chocolate fondant (como el de las magdalenas)
  • 1 chorrito de leche
Preparación

Precalentamos el horno a 180ºC.
Derretimos el chocolate en un recipiente apto para microondas (siguiendo las instrucciones del fabricante) o al baño María y dejamos que se vaya enfriando.
En un bol batimos la mantequilla a temperatura ambiente junto con el azúcar. Cuando formen una crema, añadimos un huevo y batimos hasta integrarlo. A continuación hacemos lo mismo con el otro.
Tamizamos la harina junto con la levadura y vamos agregándola poco a poco a la mezcla batiendo.
Cuando hayamos añadido la mitad, echamos la leche y el chocolate. ATENCIÓN!! El chocolate NO puede estar caliente! Tenemos que esperar a que se temple, pero sin que se enfríe del todo que entonces se pone duro. Mezclamos para que se reparta bien por toda la masa.
Por último añadimos el resto de la harina.
Preparamos las cápsulas de papel en nuestro molde para magdalenas y repartimos la mezcla, sin rellenar más de 2/3 de la cápsula para que no se nos desborde.
Horneamos a 180ºC durante unos 25 minutos.
 
 
Para preparar el frosting, derretimos el chocolate y lo dejamos templar como hemos hecho antes.
Batimos la mantequilla  junto con el azúcar glacé hasta que forme una crema que empieza a blanquear. Añadimos el queso crema y un chorrito de leche y batimos un poco más hasta que se integre bien. Por último, añadimos el chocolate que NO puede estar caliente (porque haría que se nos derrita la mantequilla y adiós invento!) y batimos un poquito para que se reparta bien.
¡Listo! Tendréis una crema que os la tendrán que quitar de delante para que no os la comáis a cucharadas!!
 
 
¿Y por qué lo he decorado "a cucharadas" en lugar de con la manga pastelera?
 
Por zopenca.

 
Intenté decorarlo con la manga...pero después de romper cuatro mangas (y no reventé más porque no tenía, que sino...) y acabar con todas las manos, los brazos y hasta la cara llenas de chocolate decidí que no era mi día, así que con una cuchara repartí frosting por encima y listo!
 
 
Ya sabéis que me gusta compartir también los errores que cometo, así que ahí va: dejé que el chocolate se enfriara demasiado y cuando lo añadí a la mezcla estaba ya empezando a ponerse durito. Por eso, al intentar que el frosting pasara por la boquilla, era demasiado "gordo" y las mangas acababan reventado. Hay que dejar claro también que como manga pastelera uso bolsas de congelar...ejem!
 

 
 
Espero que os guste y os animo a probarla porque creedme, no os vais a arrepentir!
 
Aprovecho una vez más a dar las gracias por la aceptación que tuvo el sorteo y todos vuestros comentarios...cada día hacéis que me sienta un poquito más feliz!!
 
Muás!!!!
 
P.D. Hoy es el cumple de mi madre y le he hecho 36 cupcakes para que llevara al almuerzo en el trabajo...un éxito!! Ya os enseñaré las fotos!

7 comentarios:

  1. Mi querida amiguis bienvenida al club de las depre!!! ya me haré estos cupcakes a ver! si me da un buen subión de animo!!!! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú prueba con el chocolate, ya verás cómo la depre vuela!! Y sea lo que sea que te tenga un poco bajita, ánimo!!
      Muás!

      Eliminar
  2. Mmmmmmmmmmmm a mi el otoño no me deprime, pero si es la excusa para hacer esto tan rico....no hay problema!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, claro que sí, cualquier excusa es buena!! ;)

      Eliminar
  3. Umm, que rica!
    Típico domingo de bajón ésto te lo arregla!
    Besitos, enhorabuena por el blog

    ResponderEliminar
  4. Qué receta más rica. A mi marido le pasa lo mismo con el otoño, pero hay una solución menos calórica para el tema. Puedes tomar melatonina, regula el efecto de la falta de luz en tu cuerpo, por lo tanto, te da animo y regula tu sueño entre otras cosas. Se toma una media hora antes de dormir y ya. Ojalá tomarla no después de las 9 de la noche. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu consejo! Aquí ahora estamos justo en el momento contrario, que es primavera y cada vez hay más luz...y yo feliz! Pero cuando llegue el otoño lo tendré en cuenta porque a mí me afecta muchísimo!
      Muás

      Eliminar

Todos los comentarios son bienvenidos!! Me hará mucha ilusión leerlos y si puedo ayudar en lo que sea, pues encantada!!! Al fin y al cabo, un blog se alimenta de los comentarios que recibe.