* Para no perderos ninguna entrada nueva, la nueva dirección del blog es Ni Blanco Ni en Botella

jueves, 26 de septiembre de 2013

Tarta de limoncello y frutas del bosque

La cumple-tarta de mi madre y, según sus palabras, la más buena de las que he hecho hasta la fecha. ¿Amor de madre?

No sé si será por el amor de madre o qué, pero según ella es la mejor tarta que he hecho hasta la fecha. Mi catador oficial no lo tiene tan claro...no parece ser que el limoncello le guste demasiado. Lo que sí que es esta tarta es "fresquita". A pesar de no ser una tarta helada ni de tomarla fría, el sabor que tiene es muy refrescante. Entre la crema de mascarpone, que es muy suave y nada empalagosa ni dulce, y el toque de limón, hacen que resulte una tarta muy ligera (a pesar de la enorme cantidad de calorías que tiene, como todas las tartas).


Aunque no queráis hacer la tarta porque os da pereza, o porque no tenéis ninguna ocasión especial a la vista o porque estáis en plena operación post-bikini (que es casi peor que la pre-bikini, porque ahora hay que bajar los helados, las cervezas, el pescaíto frito del chiringuito....), al menos tenéis que hacer y probar la crema de mascarpone al limoncello.

Es-pec-ta-cu-lar.


Como no somos muy de fondant en casa (ni me apetecía pegarme el curro de hacer una tarta de fondant) quise hacer una layer cake. Pero tampoco quería que fuera demasiado pesada, ni ponerle demasiada crema. Además, ya sabía que quería hacer una crema con mascarpone, porque es mi favorita y porque con el limoncello era la que mejor le pegaba. Así que tampoco podía decorarla como la tarta de mi cumple. Hace un tiempo que veo en un montón de sitios las "nude-cakes", o tartas desnudas (qué guarrillas!!). Que no son más que capas de bizcocho alternadas con crema.

Un montaje de lo más sencillo de hacer, con una apariencia simple pero apetitosa. Y te ahorras parte de la crema, con lo cual también es algo más ligera.


Y, ¿por qué de limoncello? Pues porque era para mi madre. Y a ella el limoncello le va. Al principio pensé en algo con champán, que le gusta mucho, pero a mí no me gusta nada de nada. Y aunque he de confesar que a mi el "sabor a limón" nunca me ha gustado, esta tarta me encantó.

Es un sabor que me da pereza. "Sabor a limón". Nunca he pedido helados de sabor a limón. Ni sorbete de limón. Ni las tartas con cremas de limón. Ni yogur de limón.  No sé por qué, porque no es que no me guste. Es sólo que...¡me da pereza! Sí, sí, estoy fatal, ya lo sé.


La idea de la tarta de limoncello la saqué de Peggy Porschen. Pero la receta no tiene nada que ver con la suya. No me gustan mucho las recetas de bizcochos ingleses, me parecen demasiado densos, secos, demasiado "mazacotes". Así que la cambié un poquito para que se adecuara un poco más a los bizcochos a los que estamos acostumbrados por aquí.


TARTA DE LIMONCELLO Y FRUTAS DEL BOSQUE

Inspiración: layer cake de limón y limoncello del libro "Boutique de Pastelería" de Peggy Porschen.
Dificultad: al no tener que cubrir la tarta, es apta hasta para un niño de parbulitos.
Tiempo de preparación: 30 minutos
Cocción: 35 minutos
Tamaño del molde: 1 molde alto de 16 cm. de diámetro (o si tenéis moldes para layer cake, pues 3 de 15 cm.)



Ingredientes

Para el bizcocho
  • 180 ml. de aceite de girasol (o de oliva suave)
  • 150 g. de azúcar
  • 200 g. de harina
  • 4 huevos
  • 1 y 1/2 cucharadita de levadura
  • 1 sobre de sabor a limón (tengo unos sobres que me trajeron de Alemania con polvos sabor a limón) o la ralladura de un limón o 1 cucharadita de extracto de limón.
Para el almíbar
  • 100 ml. de agua
  • 100 g. de azúcar
  • 50 ml. de limoncello
Para la crema de mascarpone
  • 250 g. de queso mascarpone
  • 150 g. de queso crema (tipo Philadelphia)
  • 100 ml. de nata para montar
  • limoncello (al gusto)
  • mermelada de frutos del bosque para el relleno



Preparación



Precalentamos el horno a 180ºC.

Tamizamos la harina junto con la levadura y reservamos.

Batimos los huevos junto con el azúcar y el aceite hasta que estén espumosos. Echamos poco a poco la harina con la levadura y el sobre de aroma de limón, batiendo despacio para que se integre. Si vais a usar ralladura de limón, la añadís al final y revolvéis con una espátula para que se reparta.

Engrasamos el molde (o moldes) que vayamos a usar y vertemos la masa. Horneamos a 180ºC durante unos 35 minutos (hasta que al pinchar con un palillo éste salga limpio). Dejamos enfriar 5 minutos en el molde y a continuación lo desmoldamos con cuidado en una rejilla.

Mientras se hornea, preparamos el almíbar. Para ello ponemos el agua con el azúcar en un cazo hasta que empiece a hervir. Retiramos, añadimos limoncello al gusto revolviendo bien y dejamos enfriar. La cantidad de limoncello depende de lo "cargado" que lo queráis, yo le eché bastante porque sino mi madre luego dice que no se nota...

Para preparar la crema, ponemos en un bol el queso mascarpone y el queso crema y batimos un poco para que se junten. Añadimos la nata y batimos bien hasta que se monte y forme una crema de consistencia similar a la nata montada. Por último añadimos limoncello al gusto y batimos un poco para que se reparta. 

Para montar la tarta, nivelamos el bizcocho (o los bizcochos), es decir, le quitamos la "panza". Lo cortamos en tres capas de la misma anchura con ayuda de una lira (si lo habéis hecho en 3 moldes simplemente los niveláis para que sean de la misma altura).

Ponemos el primer bizcocho encima de la base. Lo calamos con el almíbar y una brocha de silicona. Ponemos encima una buena capa de crema de  mascarpone y un poco de mermelada de frutos del bosque.


Colocamos encima el segundo bizcocho, lo calamos con el almíbar, capa de crema y capa de mermelada.
Por último, ponemos el último bizcocho encima y lo cubrimos con el resto de la crema.

Sólo pude sacar esta foto del corte con el móvil. Pero ya se ve la pinta...ñam, ñam!!

Trucos / Consejos / Variaciones
  • lo suyo sería que las capas de crema sean del mismo grosor... Si os fijáis a mí la de abajo me quedó muy finita. Pero fue porque no sabía si me iba a llegar bien la crema (no tengo nada de ojo para calcular) y puse poca.
  • la capa de mermelada la podéis suprimir, la puse por poner un sabor que contrastara con el resto. O si os gusta mucho el limón, podéis poner una capa de lemon curd.
  • si no queréis que se vean las capas de bizcocho, podéis cubrir los laterales también con la crema. En ese caso tendrías que hacer un poco más de cantidad.
  • al llevar limoncello, esta tarta no es apta para niños (no vaya a ser que se nos encogorcen por comer tarta!!)


¿Qué os ha parecido? El montaje de la tarta no puede ser más sencillo y si os gusta el limón (o el limoncello) os va a encantar. Si hasta a mí que no me hace mucha gracia el limón me encantó!! Y es muy fresca de sabor.

La próxima entrada, para compensar un poco los excesos, os traeré una nueva receta vegana, apta para alérgicos al huevo y a los lácteos e ideal para los que quieren "cuidarse" un poco y no comer tantas grasas.
Muás
P.D. Aunque su cumple fuera el martes, ¡¡Felicidades ama!! Como ahora tiene tiempo de leer el blog y tal...pues aprovecho y le felicito también por aquí ;)

18 comentarios:

  1. Que delicia Iratxe! Me ha encantado la combinación de sabores, espectacular! Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias!! La verdad que a mí para no gustarme el limón esta tarta me encantó!!
      Muás

      Eliminar
  2. Felicidades a tu madre!!!!
    La tarta me ha encantado, te ha quedado fabulosa y las pintas no pueden ser mejores!
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Fani!! La crema de mascarpone es una pasada, me tiene enamorada!! Jajajaja
      Muás

      Eliminar
  3. Qué buena pinta Iratxe!!! Tomo nota para la crema, que seguro que está buenísima!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pruébala, ya verás que te deja loca! Jajajaja.

      Eliminar
  4. mmmmmmmmm me encanta el mascarpone, y aunque al igual que tu...no soy muy de sabor limón, el limoncello me pirra, así que esta crema caerá en un futuro si o si ^^

    Un besazo artista!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Debo!!! La crema de mascarpone con limoncello es brutal, en serio!!

      Muás

      Eliminar
  5. Chiquilla justo me has comentado y estaba leyendo yo tu entrada!!! Pedazo tarta te has marcado!! Que chula y que rica!! PAra mi, la crema de mascarpone tambien es la mejor!! Es la que más me gusta!! Tiene un toque suave, muy muy rico! Nunca habia pensado darle ese toque con el limoncello, pero tiene que estar realmente muy rico! Que original!!! ME ha encantado en si toda la tarta, pedazo fotos!! Quiero un cachito, aunque estoy en mi operacion post bikini jajajaja
    Por cierto, ahora busco tu receta de speculoos, te aseguro que la hago porque.. aun me queda medio bote!!!! Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, siempre nos entrecruzamos los comentarios! :D
      Pues si te gusta la crema de mascarpone, ya verás cuando la pruebes con limoncello!! Y con baileys, que también está tremenda. Ñam, ñam!!
      Ánimo con la operación post-bikini!!!! Jajajaja
      Muás

      Eliminar
  6. Que rica! Mira que llevo idea de hacerle a mi suegra por su cumple una tarta con mascarpone... Mañana mismo iré a comprar Limoncello. Gracias guapa por compartir, muchos besos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya verás como os encanta la crema de mascarpone. Y si es con limoncello más, super suave y fresca! Si la pruebas luego cuéntame qué tal! :D
      Muás

      Eliminar
  7. Ole, ole y ole esta maravillosa tartita...................seguro que está riquísima.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa!! De verdad que estaba de rechupete! :D
      Muás

      Eliminar
  8. Menuda pinta tiene Iratxe. Yo tampoco soy nada de limón pero hace unos días me tocó hacer una tarta con relleno de Lemon Curd, que nunca antes había hecho... y a cucharadas me lo comí. Espectacular¡¡¡
    Y a mí este tipo de tartas "para celebraciones caseras" me parecen las perfectas: sin fondant, sin tanta crema por encima... y deliciosas.
    Un besazo y buen fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendré que animarme y probar el lemon curd...igual me sorprendo!! :D Al final cuando son tartas para casa lo que prima es que esté buena y que no te cueste un trabajo horrible. Y suelen ser las mejores, jejeje.
      Muás

      Eliminar
  9. Hola! Quiero hacer tu tarta este fin de semana y tengo una pregunta...aproximadamente cuánto limoncello pusiste en la crema??me fio de tu "al gusto" ;P

    un saludo!

    ResponderEliminar
  10. Pues le puse como un chupito más o menos. A mí me gustó así mucho, aunque según mi madre le tenía que haber echado más! Jejejeje.
    Empieza echando poquito y vas probando, poco a poco, hasta que des con el punto que te guste. A ver qué tal queda ^_^

    ResponderEliminar

Todos los comentarios son bienvenidos!! Me hará mucha ilusión leerlos y si puedo ayudar en lo que sea, pues encantada!!! Al fin y al cabo, un blog se alimenta de los comentarios que recibe.