* Para no perderos ninguna entrada nueva, la nueva dirección del blog es Ni Blanco Ni en Botella

martes, 26 de febrero de 2013

Tarta y cupcakes de Guiness (sí, de la cerveza ;) )

Llega un momento en la vida de todo bloguero gastronómico-repostero en que descubre que tiene un problema. Quizá incluso que se le está yendo de las manos. Ese descubrimiento viene rebelado por dos acontecimientos,  que pueden ocurrir  juntos o separados:
  1. Te pasas más tiempo sacándole fotos al plato que cocinándolo.
  2. Tienes a todos los comensales esperando sin poder comer hasta que tú acabes de hacerle fotos a lo que has cocinado.
 
Sé que muchos de los que estáis leyendo esto me entendéis a la perfección porque os ha pasado lo mismo. Crees que tienes todo bajo control, que sólo es un hobby y que no eres para nada friki. Pero no. Un día te ves en alguna de las dos situaciones anteriores (o incluso en las dos a la vez) y te das cuenta de que estás perdida.
 
 
Bien, pues yo me he visto en ambos casos...más de una vez!!!! Y creo que ya irremediablemente no hay vuelta atrás. En el caso de la receta que os traigo, con la tarta, me vi en la situación número 2. Lo que pasa que no veía a mi familia muy por la labor de esperar a que yo terminara de hacer el "tonto" y tuve que hacer las fotos a todo correr (de ahí que más de la mitad me salieron movidas, torcidas, horribles,...).
 
Lo más curioso de la situación número 2 es la cara de asombro de los comensales, ya que les "amenazas" con que ni se les ocurra empezar a comer porque tienes que hacer fotos para el blog. Y ves que miran con cara de preocupación y asombro. Y entre ellos intercambian miradas como comunicándose telepáticamente en plan:
 
- Oye, pero ¿qué hemos hecho mal para acabe así?
- No sé, yo pensaba que era normal...
- ¿En qué momento se ha convertido en una friki?
- Si cuando la ves parece una chica normal
- etcétera

En fin, sólo quería compartir mi problema, en plan Alcohólicos Anónimos pero en versión Blogueros Anónimos... Pero voy al lío ya con la receta porque no os la podéis perder!! Para nada sabe a cerveza, más bien a chocolate intenso, con un toque diferente. Y la combinación con el frosting de nata es simplemente espectacular, vamos, que me hubiera comido media tarta de una sentada!! Aunque aviso, es consistente, nada de un bizcocho esponjosito, no, es un señor bizcocho.


 

TARTA GUINESS

Inspiración: muuuuuuchos blogs! No voy a nombrar todos porque fueron muchos y porque en todos era prácticamente la misma receta, que originalmente es de Nigella Lawson. Yo le he cambiado  la cantidad de azúcar (originalmente pone 400 g.)
Tamaño del molde: molde de 26 cm de diámetro
Dificultad: desmoldarlo sin que se rompa
Tiempo: 15 minutos + 35-40 minutos de horno

Ingredientes
  • 250 ml. de cerveza Guiness (o cualquier otra cerveza negra)
  • 250 g. de mantequilla
  • 75 g. de cacao en polvo sin azúcar
  • 300 g. de azúcar
  • 250 g. de harina
  • una cucharada de extracto de vainilla
  • 2 y 1/2 cucharaditas de bicarbonato
  • 140 ml. de nata de montar (mínimo 35% materia grasa)
  • 2 huevos
Para el frosting
  • 250 ml. de nata de montar
  • 250 g. de queso crema
  • 3 cucharadas de azúcar

Preparación

Precalentamos el horno a 180ºC.
En un cazo ponemos a calentar la cerveza. Antes de que rompa a hervir la retiramos del fuego y le añadimos la mantequilla troceada. Removemos para que la mantequilla se derrita del todo. Reservamos.
Batimos los huevos junto con la nata.
En un bol ponemos la harina, el cacao, el azúcar y el bicarbonato y con unas varillas manuales o con una cuchara revolvemos bien para que quede todo integrado. Tenemos que conseguir unos polvos de un color uniforme.
Vertemos los huevos y la nata en el bol de los sólidos. Vertemos también la mezcla de cerveza y mantequilla y la cucharada de vainilla. Con ayuda de las varillas (yo lo hice con las manuales) removemos todo bien hasta que nos quede una masa homogénea.
Engrasamos el molde y vertemos la masa en él. Lo metemos al horno y lo cocemos a 180ºC durante unos 35 o 40 minutos. Para comprobar que está hecho lo pincháis en el centro con un palillo, si sale limpio es que ya está.
Lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar para desmoldarlo.
 
 
Para preparar el frosting los ingredientes tienen que estar bien fríos para que adquieran bien la textura. En un bol ponemos la nata junto con el azúcar y con ayuda de unas varillas (eléctricas mejor para no dejarnos el brazo) semi-montamos la nata. ¿A qué me refiero con semi-montar? Pues que tenemos que montarla pero no del todo, sin que llegue a estar firme del todo. Añadimos el queso cremo y batimos bien, terminando de montar.
Refrigeramos para que coja mejor textura.
 
Cuando el bizcocho esté frío, lo glaseamos con la crema de queso y nata. No hace falta que quede perfecto, ni liso ni nada. La gracia es que al quedar el bizcocho negro y el glaseado blanco, se supone que imita un poco a la cerveza Guiness con esa espuma blanca y densa.
 

Aunque no se vea muy bien, aquí veis el corte del bizcocho. Lo dicho, consistente!

Una foto muy de andar por casa... ;)

Lo mejor es dejar el bizcocho de un día para otro, para que se asiente. El día que lo hice el bizcocho era muy frágil y blando, mientras que al día siguiente era ya más consistente y denso.
 
También se puede hacer la versión cupcake de esta tarta. Para ello, teneís que reducir la cantidad de ingredientes exactamente a LA MITAD, y así os saldrán 12 cupcakes. El tiempo de horneado lo tenéis que reducir también a 25 minutos.
 

De verdad que lo hagáis en la versión que lo hagáis, ya sea en tarta o en cupcakes, esta receta es realmente deliciosa. Sobre todo recomendable para los amantes del chocolate, ya que sabe a trufa. El contraste con el frosting de nata tan suave es una maravilla. Así que os la recomiendo sin duda!



Por último, deciros que el domingo se acabó el plazo para participar en el sorteo de mi primer cumple-blog y que ayer a la mañana mañana hice el sorteo. La ganadora ha sido Esther Crespo, que participó en Facebook. Enhorabuena!!!!!! Mil gracias a tod@s los que habéis participado y gracias por los comentarios que he recibido :D

Muás

32 comentarios:

  1. Mira que a mí no me gusta nada la cerveza... Pero mamma mía si lleva chocolate y sabe a eso, al final acabaré haciéndolaaaaa. Me picáis entre todas las blogueras con esta receta jajajaja.
    Y yo también soy de "Blogueros Anónimos" jajaja, en mi casa no se toca nada a menos que le haya hecho un trillón de fotos.
    Muy buena la receta ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lidia, a mí tampoco me gusta la cerveza!! Si acaso con limón...pero la negra para nada. Pero te puedo asegurar que esta tarta no sabe a cerveza ni de lejos, tienen un sabor a trufa buenísimo!! Así que en cuanto puedas prueba, que ya verás que te encanta! :D

      Eliminar
    2. Lo haré lo haré :D. Me la apunto en pendientes de hacer :P

      Eliminar
    3. Uyyyyy, pues como tu lista de pendientes sea tan larga como la mía...jajaja

      Eliminar
  2. A mi me pasa igual que a Lidia, no me gusta nada la cerveza pero esta tarta esta de vicio! La hice hace ya casi dos años y nos gusto muchísimo a todos. Te ha quedado perfecta :D un besitoo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me pasa igual, que la cerveza ni fú ni fá, pero la tarta buenísima!!
      Muás

      Eliminar
  3. Yo también la hago y realmente queda riquísima.
    Mucho mejor de un día para otro :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, de un día para otro gana muchísimo! :D

      Eliminar
  4. Me encanta esta tarta, es una delicia. Besos

    ResponderEliminar
  5. Jajajaja, Iratxe, me he partido de risa leyéndote, me consuela saber que no soy la única friki-bloguera del mundo!!! A mi me ha pasado lo que cuentas un montón de veces, pero tendrán que querernos de todos modos, no?
    ¿Te puedes creer que tengo una lata de Guinnes en la nevera desde hace meses esperando un buen uso? Creo que le ha llegado su hora, después de ver tu tarta no creo que pueda esperar mucho más! :-)
    Un besito!
    Montes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay compartir estos "problemillas" blogueros para consolarse!! jejeje ;)
      Yo hacía mucho que tenía también unas botellas de Guiness compradas para probar la tarta...menos mal que mi tío para su cumple me dejó caer sutilmente que quería probarla!!
      Muás

      Eliminar
  6. La verdad que está tarta está riquísima, nosotras la hicimos hace poco y se convirtió en nuestra receta favorita. :) Y lo de las fotos, sí, es verdad, se convierte en un vicio, jeje

    Aprovechamos para invitarte a nuestra nueva tienda online (en el blog tienes la información). Acabamos de inaugurar y estamos de sorteo, si te apetece pásate.
    bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me ha encantado!!
      Gracias por la invitación!! Me paso encantada que a mí las tiendas online me pierden!!jejeje ;)
      Muás

      Eliminar
  7. Jajajajajaja. Sin duda, yo también formo parte de ese grupo de "saco fotos sin parar a mis creaciones reposteras mientras mis hijos me miran con cara de: mamá se ha vuelto loca".
    Y mira, la receta de hoy no la he hecho nunca (no soy demasiado cervecera) pero a mi churri le va a encantar, así que la haré y te cuento.
    Un besote grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un alivio y un consuelo ver que todas andamos parecido...jejeje. Aunque no seas cervecera esta receta te va a encantar, sobre todo si te gusta el chocolate!
      Muás

      Eliminar
  8. Yo soy nueva en esto de los blogs, solo llevo tres semanas y tengo la cámara ya muy sobada y harta de los días sin luz suficiente. Me identifico contigo en todo.
    Elbuhogoloso.blogspot

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con lo de la luz ya somos dos! Aquí llevamos varios días sin ver el sol y nevando!!

      Eliminar
  9. Y yo con las ganas de probar en tarta o en lo que sea las guisess reposteras. Un dia TENGO que hacerlo, gracias por la receta!! Que divino aspecto que tienen!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues está bueníiiiiiisima!! Seguro que no te arrepientes de probarla!

      Eliminar
  10. Desde hace tiempo quiero probar esta tarta!!
    Tomo nota guapa!
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo hacía tiempo que la tenía en "pendientes" también y menos mal que la he probado porque está buenísima!!
      Muás

      Eliminar
  11. Hola guapi...lo que me he reído con tu entrada! y lo que me sentido identificada...jeje. A mí me pasa que en el grupo de amigos hay otra repostera así que si estamos en su casa o en la mía hay que esperar la foto...jeje. Intento hacerlas antes pero claro, siempre falta la del corte!!
    La tarta buenísima. Tengo pendiente hacerla. Un compañero la trajo un día y estaba impresionante.
    Besitos! Flor

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Viene bien compartir traumas y experiencias con otras blogueras!jajaja.
      La verdad que yo no esparaba que fuera a estar tan buena la tarta!
      Muás

      Eliminar
  12. No me digas que el bizcocho hecho con Guinness no es el más esponjoso y rico que has probado en tu vida? Yo lo hice hace unos meses y casi lloro al probarlo! Y en cuanto a lo de las fotos...pues sí, yo me paso más tiempo (pero mucho más tiempo) haciendo las fotos que cocinando!
    Un beso
    Yaiza ¡Qué cosa tan dulce!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esponjoso esponjoso no me pareció, pero rico no, riquíiiiiisimo!!!!
      Hombre, con las fotazas que haces no me extraña!!
      Muás

      Eliminar
  13. Tiene un aspecto muy atractivo pero estoy segura de que su sabor es todavía más rico, la apuntaré en mi libreta para hacerla...me ha gustado mucho.
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pilar!! Una delicia de tarta con un sabor a chocolate irresistible!!
      Muás

      Eliminar
  14. Hola Iratxe!!, nos has dejado to locas con esta receta... porque a las dos nos encanta la guiness!!, jeje, así es que intentaremos probarla en muuuy breve. Sabes que eres la leche??, jajajaja, lo que nos hemos podido leer leyendo tu post. Y es totalmente cierto todo lo que cuentas!!! Creo que nosotras tenemos el mismo problema...

    Bueno, que te escribíamos porque te hemos dejado un regalo en nuestro muro de facebook y en el blog y queríamos avisarte. Pásate a recogerlo cuando quieras. Esperamos que te guste. Un besazo, y no cambies nunca!!

    Tere y Esme
    The Shop Around the Cupcake
    http://theshoparoundthecupcake.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias guapaaaaaaaaaaaaaaaas!!!!!!!! Qué ilusión!!!!!
      Necesitaba desahogarme con lo de las fotos, porque sabía que aquí era el único sitio donde se entendería ese "problemilla" con las fotos!!jajajajaja.
      Muás

      Eliminar
  15. Siempre he querido hacer esta tarta pero me da un miedo terrible! Odio la cerveza guinnes y pienso que en el fondo tendrá ese horrible sabor amargo! Pero he de decirte algo, me fio de ti. Y tendré que probarla!

    Besos dulces!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias!! Y haces bien en fiarte de mi... a mi tampoco me gusta nada la cerveza Guiness, pero no se nota para nada el sabor. Es más, sabe tanto a trufa que nadie adivinaría que lleva cerveza en los ingredientes!
      Muás

      Eliminar

Todos los comentarios son bienvenidos!! Me hará mucha ilusión leerlos y si puedo ayudar en lo que sea, pues encantada!!! Al fin y al cabo, un blog se alimenta de los comentarios que recibe.